Bien dice el refrán: “más vale prevenir, que lamentar”. Y es verdad, la responsabilidad de prevenir incendios en una oficina, está totalmente en nuestras manos. Para ello, tanto dueños como empleados de la empresa, deben involucrarse en conjunto para evitar lamentables pérdidas humanas y ...